Tao Center Escuela de Yoga en Málaga

Halasana

Halasana

Halasana o el arado. Esta postura también está en el campo de las posturas invertidas, aunque puede ser que no lo parece de primera vista.

Los beneficios a nivel físico. Estira bien los músculos de la espalda y del cuello. Ayuda a alargar la columna vertebral en todo su recorrido desde los cervicales hasta el sacro. Es una postura ideal para hacerla justamente después de otras posturas invertidas como sirshsana o sarvangasana.

El motivo está en el trabajo completo con la columna vertebral. Recordamos que al estar como en sirshsana, tanto en sarvangasana, la columna vertebral se oprime. Más en la primera postura, que en la segunda. Esto provoca que los discos vertebrales se resistan naturalmente en el lado contrario de la presión provocada por la postura invertida. Como consecuencia, esta resistencia provoca un movimiento de expandirse. Este movimiento empieza tener más efecto al salir de la postura invertida. Al entrar en el halasana justamente después de una postura invertida más exigente, ayuda al estiramiento de la columna vertebral y multiplica los efectos como a nivel del cuerpo, tanto a nivel de energía, relacionados con el estiramiento de la columna. Finalmente es una postura ideal para estiramiento de la columna vertebral, los nervios espinales y ligamentos vertebrales.

El halasana produce un aumento en la irrigación sanguínea de toda la columna vertebral. Se produce una gran elongación de los músculos dorsales. La postura también tiene el efecto en la zona abdominal y todos los órganos abdominales, por generar una compresión en la zona. Hay un aumento significativo de la irrigación cerebral. Igual como en sarvangasana se produce una estimulación de la glándula tiroides. La glándula tiroides regula el metabolismo del cuerpo, es productora de proteínas y regula la sensibilidad del cuerpo a otras hormonas. Como consecuencia de esta función, el halasana, igual como sarvangasana tiene el efecto a todo el cuerpo, desde nivel de activar y mejorar los procesos interiores del cuerpo.

Tao Center Escuela de Hatha Yoga en Málaga